Dubái poseerá la piscina infinita más alucinante del mundo

Dubái poseerá la piscina infinita más alucinante del mundo

La terraza del hotel de lujo The Palm Tower, en Dubái, poseerá en su azotea un restaurante rodeado de una piscina infinita.

Palm Jumeirah, la ‘palmera de Dubái’ solo se puede ver desde el aire. La isla artificial con forma de palmera del Golfo Pérsico ahora también se podrá ver desde una piscina infinita con un espejo de agua ubicado a 210 metros de altura.

La construcción de dicha piscina no fue nada fácil: subieron 2000 toneladas de vidrio y 1200 de acero con grúas de 300 metros de alto, un trabajo de perfección y diseño.

La estructura de la piscina ya está terminada y quedaría finalizar la fachada de vidrio, la cual ya esta por el 70% de construcción.

En el observatorio del restaurante habrá un museo interactivo que detallará la creación de la isla Palm Jumeirah y de la ciudad de Dubái, que antes de ser una Meca futurista durante siglos vivió tranquila como una gran aldea de comerciantes y pescadores.

La solución de la promotora Nakheel fue crear una piscina rodeando un restaurante, y así se diseñó esta estructura de 775 metros cuadrados y 930.000 litros, donde los huéspedes del hotel podrán disfrutar de vistas de 360 grados de la ciudad.